Departamento de pastoral

Pbro. Lic. Claudio Javier Arguello

Coordinador

E-mail: pastoral@santarita.edu.uy

Claudio Javier Argüello, actual Presidente de la Asociación San Agustín -entidad titular del colegio Santa Rita-, Representante Legal y Coordinador de Pastoral.

Nació en la ciudad de Río Cuarto, en el año 1967, estudió filosofía y psicopedagogía en la misma ciudad. Ingresó en la vida religiosa de la Iglesia Católica en el año 1990, cursó sus estudios teológicos en la Universidad Católica Argentina (UCA) obteniendo el grado de licenciado en teología con una tesis en estética teología. Se formó en Espiritualidad Agustiniana en el Instituto de Espiritualidad de la Orden de San Agustín, en Roma. Docente en todos los niveles de la enseñanza, se desempeñó como coordinador de pastoral en los colegios: San Agustín de la ciudad de Santa María y San Martín de Tours de la ciudad de Buenos Aires.

Este Departamento tiene la responsabilidad de:

  • Promover el itinerario de evangelización dentro del Proyecto Educativo global para la formación cristiana y vocacional de los alumnos, fomentando en ellos el desarrollo de actitudes y valores cristianos.

  • Explicitar el proceso de educación en la fe cristiana a lo largo de las diferentes etapas de crecimiento ya sea en colaboración con otras áreas como en lo que corresponda en forma directa a los agentes de Pastoral.

  • Programar y llevar a cabo las diversas acciones pastorales que se realizan en el colegio (catequesis sistemática, oración, convivencias, retiros, celebraciones, misiones, etc.)

  • Procurar que el colegio sea un lugar de encuentro y anuncio de la Buena Noticia de Jesús Resucitado, favoreciendo entre sus miembros el clima de alegría y paz mediante el franco diálogo, la amistad, la solidaridad y la oración.

  • Ser signo de unidad en la comunidad educativa y con la comunidad eclesial.

Objetivos

El cristianismo, a diferencia de otras religiones, no es fruto del noble esfuerzo por buscar y encontrar a Dios, sino que es iniciativa de Dios mismo, quien vino personalmente en su Hijo a comunicarse con el hombre, asumiendo nuestra condición humana y haciéndose semejante a nosotros, sus hermanos, en todo, menos en el pecado; Él nos revela a Dios como Padre y a los hombres como hermanos.

Es por ello que esta comunidad agustiniana sabiéndose y sintiéndose Iglesia de Cristo, se pone con humildad y disponibilidad en las manos del Señor. Queremos dejarlo trabajar a Él en y entre nosotros hasta que queden profundamente grabados en nuestro interior sus mismos pensamientos y sentimientos.

Buscando en la oración sencilla y confiada la fuerza y la luz que necesitamos en todo momento, nos proponemos:

  • Anunciar explícitamente a Jesús Resucitado en los encuentros de catequesis, convivencias, retiros y celebraciones.

  • Animar y acompañar a los niños/as y jóvenes de esta comunidad para que crezcan en interioridad, adquiriendo criterios y actitudes.

  • Acompañar a las familias de esta comunidad que desean renovar y fortalecer su fe en Jesucristo.

  • Crecer como comunidad evangelizada y evangelizadora comprometida solidariamente con la realidad circundante. (Grupo de pares, familia, ámbitos de misión).

  • Impulsar, fomentar y profundizar el espíritu misionero.

  • Dejar la impronta agustiniana en nuestros alumnos (hombres y mujeres que valoren y busquen para sí y para el prójimo la interioridad, la verdad, la justicia, la amistad y la transcendencia como generadoras de paz).

  • Descubrir y profundizar el designio de Dios sobre santa Rita y los valores evangélicos que trasmitió a la Iglesia: fortaleza en las pruebas, unidad, reconciliación, perdón, paz, justicia. Mujer valiente que asume su propia historia con esperanza.

  • Celebrar en comunidad la fe que nos anima y alegra.

  • Fortalecer la conciencia de Iglesia y el sentido de pertenencia a ella.

  • Desarrollar el sentido de pertenencia a la cultura local. Uruguay.

A partir de este año 2015 hasta el 2018, la Pastoral Agustiniana (Colegio y Parroquia) inicia un camino de conversión pastoral. Para llevar adelante el mismo proponemos involucrar a todos los actores: alumnos, exalumnos, padres, docentes en conjunto con la pastoral parroquial:

  • Capacidad de diálogo y aceptación mutua en un ambiente libre y liberador de la persona.

  • Voluntad de adaptación a los tiempos y de sensibilidad ante los problemas del otro.

  • Clima de cercanía y amistad que favorece el respeto y la apertura a lo comunitario.

  • Testimonio de la propia vida como base de toda pedagogía.